Top Gun: el icónico blockbuster de los 80’

Vítores, aplausos y una ovación de cinco minutos fue lo que ocurrió durante estos días con una de las películas exhibidas en una nueva edición del Festival de Cannes. Dicha cinta en cuestión fue Top Gun: Maverick, secuela del mítico blockbuster de la década de los 80’ que, con su historia, sus actores y su inolvidable banda sonora terminó convirtiéndose en uno de los largometrajes más icónicos de la historia.

Top Gun se convirtió en su época en lo que se considera un blockbuster, esto es un verdadero éxito de taquilla y una cinta que se vuelve muy popular. Las evidencias de esto están a la vista. Con un presupuesto de tan solo 15 millones logró recaudar más de 350 millones, aparte que su popularidad fue tal que hizo subir las tasas de reclutamiento en la armada y en la fuerza aérea. Claramente son méritos y logros que a cualquier filme le gustaría tener en su haber.

Sinopsis

Top Gun es una película de acción, drama y romance que se estrenó el 16 de mayo de 1986. Está dirigida por Tony Scot y protagonizada por Tom Cruise. Además, dentro del elenco cuenta con la participación de Val Kilmer, Kelly McGillis, Anthony Edwards, Tom Skerritt, Michael Ironside, entre otros.

La cinta cuenta la historia de Pete “Maverick” Mitchell, un destacado piloto de la armada estadounidense que es elegido junto a su compañero, Goose, para el programa Top Gun, una escuela en donde se entrena al 1% de los mejores aviadores de combate que existen. En este lugar, Maverick deberá aprender a lidiar con la competencia de ser el mejor, con su instinto, con sus errores, al mismo tiempo que mantiene una relación amorosa con una de las instructoras del curso.

Crítica

El tema principal del filme es aprender de los errores propios y tener conocimiento de las consecuencias que estos pueden tener. Maverick se muestra como una persona sumamente impulsiva que actúa más por su instinto que por la razón. Esto lo hará cometer ciertas equivocaciones en su viaje hacia su objetivo que es convertirse en el mejor piloto del programa Top Gun.

Para ser un gran blockbuster de Hollywood, de los que a priori uno podría pensar que su único atractivo son las secuencias de acción y los efectos, Top Gun se preocupa por unos personajes sólidos, bastante estereotipados si, pero que de todas maneras tienen un arco. Su guion toca temas interesantes como el valor, la sana competencia, la amistad, el honor y aprender de los errores como se mencionó anteriormente.

No obstante, el largometraje adolece de tener una trama algo simple, predecible y con ciertas conveniencias de guion en favor de los protagonistas. A pesar de esto, no es algo que haga que la película sea mala ya que sigue siendo bastante entretenida y simple de ver.

Las escenas de acción, las cuales se desarrollan en su totalidad en los aviones mostrando los combates entre estos, son simplemente lo mejor del filme. Con una dirección excelente, el director logra transmitir al espectador la vertiginosidad de una batalla en el cielo y la adrenalina que sienten los personajes en donde cualquier movimiento en falso les podría costar la vida. Tienen un gran dinamismo y a pesar de que son muy similares entre cada una de ellas, no se sienten monótonas y logran generar emoción en el espectador.

Su banda sonora es de admirar ya que cada una de las canciones son perfectas para las escenas que musicalizan, además de que hacen rememorar ese aroma característico de la década en que fue estrenada la película. Muchos artistas destacan aquí como Larry Greene, Kenny Loggins, Marietta Waters o incluso música de tiempos más pasados como Jerry Lee Lewis.

Otro aspecto para destacar es la producción y arte que tiene en cuanto a vestuarios, escenografías, locaciones, instrumentaría, vehículos, entre otras cosas que se nota que fueron una preocupación en este filme. Muchas veces se deja de lado este aspecto y, en casos como este, es sumamente necesario sentirse inmerso con esta estética militar tan conocida que existe.

Como conclusión, Top Gun de 1986 es una entretenida para película para ver en cualquier panorama cinéfilo con tus amigas y amigos. Posee grandes dosis de acción, secuencias espectaculares y trata temas de suma importancia para todas las personas. Si bien los personajes y la trama son sumamente sencillas, tampoco es algo que el guion deje completamente de lado y se preocupa con que al menos tengan una coherencia y un pequeño desarrollo que puede dejar conforme a los espectadores.

Por estos y muchos más motivos, Top Gun puede ser considerado uno de los grandes clásicos del cine Hollywoodense.

Comments

comments

Joaquín
Casi periodista de la Universidad de Chile y escritor aquí en Ñoñoverso (obviamente). Me gustan los cómics, mucho más DC que Marvel, aunque igual aguante Daredevil.